//Encuentran estructura prehistórica más grande de Gran Bretaña

Encuentran estructura prehistórica más grande de Gran Bretaña

Los arqueólogos han descubierto un círculo de pozos profundos cerca del sitio de Stonehenge . Los investigadores han descrito este espacio como la estructura prehistórica más grande jamás encontrada en Gran Bretaña, según desvela The Guardian. Hace cuatro mil quinientos años, los mismos pueblos que construyeron Stonehenge también cavaron una serie de ejes alineados para formar un círculo de 2 kilometros de diámetro.

La estructura parece haber sido un límite que guía a las personas a un área sagrada porque Durrington Walls, uno de los monumentos de la zona, se encuentra precisamente en su centro. El sitio está en la llanura de Salisbury, cerca de Amesbury (Wiltshire). “Este es un hallazgo sin precedentes. Sorprende la escala de la estructura y el hecho de que hasta ahora no se había descubierto“, asegura el profesor Vincent Gaffney.

El descubrimiento de Durrington Shafts, como se ha llamado al yacimiento, es aún más extraordinario porque ofrece la primera evidencia de que los primeros habitantes de Gran Bretaña, principalmente las comunidades agrícolas, habían desarrollado una forma de contar. La construcción de algo de este tamaño con un posicionamiento tan cuidadoso de sus características solo podría haberse hecho siguiendo conocimientos matemáticos.

Los ejes son vastos, cada uno de más de cinco metros de profundidad y 10 metros de diámetro. Se han encontrado aproximadamente 20, pero puede haber más de 30. Alrededor del 40% del círculo ya no está disponible para su estudio como consecuencia del desarrollo moderno. “El tamaño de los ejes y el circuito que rodea Durrington Walls es actualmente único. Demuestra la capacidad y el deseo de las comunidades neolíticas de registrar sus sistemas de creencias cosmológicas en formas y en una escala que nunca antes habíamos anticipado“, señala Gaffney.

Las comunidades que construyeron este espacio son las mismas personas que también levantaron Stonehenge, arrastrando piedras azules desde el suroeste de Gales. Mientras Stonehenge se posicionó en relación con los solsticios, Gaffney dce que la forma circular recién descubierta sugiere una “declaración cosmológica enorme y la necesidad de inscribirla en la tierra misma”.

“Stonehenge tiene un vínculo claro con las estaciones y el paso del tiempo, a través del solsticio de verano. Pero con los ejes de Durrington, no es el paso del tiempo, sino el límite de un círculo de ejes lo que tiene un significado cosmológico“, añade. La última tecnología, incluida la prospección geofísica, el radar de penetración en el suelo y la magnetometría, mostró los pozos como anomalías y reveló su verdadera importancia, algo que la arqueología clásica nunca hubiera podido desvelar.

La perforación de los ejes ha proporcionado fechas de radiocarbono de más de 4.500 años de antigüedad, lo que hace que sea contemporáneo con Stonehenge y Durrington Walls. “Lo que estamos viendo son dos monumentos masivos diferenciados. Algunos arqueólogos han sugerido que, mientras Stonehenge, con sus piedras, era un área para los muertos, Durrington, con sus estructuras de madera, era para los vivos“, concluye Gaffney. (La Vanguardia)