//Sobodaycom lanza tarifario para conciertos por internet; se desatan críticas

Sobodaycom lanza tarifario para conciertos por internet; se desatan críticas

La Sociedad Boliviana de Autores y Compositores (Sobodaycom) lanzó un tarifario general de Derechos de Autor para el cobro por la realización de conciertos por internet.

Con base en el mismo, la sociedad de músicos cobraría distintos montos de dinero dependiendo del tipo de evento y del costo de la entrada.

En el caso de un evento con artista en vivo con una entrada de un costo de Bs 1 a 40, el cobro sería de Bs 200; si la adhesión es de Bs 41 a 90, Sobodaycom cobraría Bs 250. Y si la entrada es de Bs 91 en adelante, la organización establece una tarifa de Bs 300.

Si el evento es mediante un soporte en los mismos precios de entradas, Sobodaycom cobraría Bs 100 (de Bs 1 a 40); Bs 150 (de Bs 41 a 90) y Bs 200 (de Bs 91 en adelante).

En el caso que el evento sea patrocinado y, por lo tanto no tenga un costo de entrada, la sociedad compositora cobrará Bs 100 (en el caso de que sea música en soporte),y Bs 200 (si es música en vivo).

Al respecto, el cantante Wally Zeballos manifestó su disconformidad ante la disposición de la Sobodaycom. Mediante un video que circula en redes sociales, el artista pide a la sociedad compositora “empatía” con ese sector.

“Sobodaycom no solo no se ha pronunciado, sino que hoy en un desinterés absoluto por el sector ha publicado un tarifario con montos que debemos pagar si deseamos hacer una presentación online. Hago un llamado a Sobodaycom a que reflexione sobre lo que está haciendo, que sientan un poco de empatía con el sector que los ha puesto en ese lugar donde están sentados”, expresó Zeballos en un video posteado en su cuenta en Facebook.

Por su parte Alexánder Iturralde, músico y exbajista de Dezaire, expresó su desacuerdo a los precios establecidos por Sobodaycom y destacó que el sector cultural está “apaleado” por la pandemia y que la sociedad de artistas debería “estar en pos de los intereses” del sector artístico.

“Es complicado, sombrío el panorama de los colegas (músicos). Hay gente que está pasando momentos muy difíciles (…). Esta al ser una sociedad civil debería están en pos de los intereses (del arte) y cuidando la situación actual de los músicos”, dijo Iturralde a Página Siete.