//La energía eólica marina es ahora tan barata que podría devolver el dinero a los consumidores

La energía eólica marina es ahora tan barata que podría devolver el dinero a los consumidores

La última ronda de parques eólicos marinos que se construirá en el Reino Unido podría reducir las facturas de energía de los hogares produciendo electricidad muy barata.

Los proyectos de energía renovable, incluyendo parques eólicos y solares en tierra y mar, han sido subvencionados hasta ahora por los planes de apoyo del gobierno. Esto ha llevado a algunas personas a quejarse de que la energía limpia está en realidad aumentando las facturas.

Sin embargo, los proyectos de energía eólica marina aprobados más recientemente probablemente funcionarán con «subsidios negativos», es decir, devolviendo dinero al gobierno. El dinero se destinará a reducir las facturas de energía de los hogares, ya que los parques eólicos marinos comenzarán a producir energía a mediados de la década de 2020.

Esta es la conclusión de un análisis de un equipo internacional dirigido por investigadores del Imperial College London, publicado en la revista Nature Energy.

El investigador principal, el Dr. Malte Jansen, del Centro de Política Ambiental de Imperial, dijo: «La energía eólica marina pronto será tan barata de producir que superará a las centrales eléctricas de combustible fósil y podrá ser la forma más barata de energía para el Reino Unido. Los subsidios para la energía solían aumentar las facturas energéticas, pero dentro de unos pocos años la energía renovable barata las reducirá por primera vez».

El análisis para cinco países de Europa, incluido el Reino Unido, se centró en una serie de subastas gubernamentales para parques eólicos marítimos entre febrero de 2015 y septiembre de 2019. Las empresas que quieren construir parques eólicos pujan en las subastas declarando el precio al que venderán la energía que producen al gobierno.

El Dr. Iain Staffell, del Centro de Política Ambiental del Imperial, dijo: «El precio de la energía eólica marina se ha desplomado en solo una década, sorprendiendo a muchos en este campo. Las subastas del Reino Unido en septiembre de 2019 dieron precios que eran alrededor de un tercio más bajos que los de la última ronda en 2017, y dos tercios más bajos que los que vimos en 2015. Este asombroso progreso ha sido posible gracias a la nueva tecnología, las economías de escala y las eficientes cadenas de suministro en torno al Mar del Norte, pero también gracias a una década de formulación de políticas concertadas destinadas a reducir el riesgo de invertir en la energía eólica marina, lo que ha hecho que la financiación de estos enormes proyectos de miles de millones de libras sea mucho más barata. Estos nuevos parques eólicos sientan las bases para la rápida expansión necesaria para cumplir el objetivo del gobierno de producir el 30% de las necesidades energéticas del Reino Unido a partir de la energía eólica marina para el año 2030. La energía eólica marina será fundamental para ayudar al Reino Unido, y más ampliamente al mundo, a alcanzar emisiones netas de carbono cero, con la ventaja adicional de reducir las facturas de energía de los consumidores».

Una de las razones por las que el precio de la energía eólica marina ha caído tan rápidamente es el desarrollo de la tecnología, en particular la capacidad de construir aerogeneradores más grandes en el mar. Las turbinas más grandes pueden aprovechar más energía eólica y tener acceso a velocidades de viento más consistentes a mayores altitudes.

Los mayores aerogeneradores en construcción tienen un diámetro de rotor de 220 metros, el doble del diámetro del London Eye. Al mismo tiempo, los parques eólicos son cada vez más grandes; el más reciente parque eólico en Dogger Bank tiene la misma capacidad instalada que Hinkley Point C y se espera que produzca alrededor de dos tercios de su electricidad anual.

El éxito de los parques eólicos marinos del Reino Unido, que ahora se construyen principalmente en la región de Dogger Bank del Mar del Norte, también significa que el Reino Unido cuenta con considerables aptitudes y conocimientos especializados que pueden exportarse a todo el mundo.

Los investigadores también dicen que este éxito significa que ahora se pueden intentar proyectos aún más ambiciosos en parques eólicos marítimos, como la producción de combustibles de hidrógeno utilizando energía eólica in situ, en el mar. Los combustibles de hidrógeno podrían ser otra tecnología clave para ayudar a descarbonizar el Reino Unido, sustituyendo la gasolina utilizada en el transporte y el gas natural utilizado para la calefacción de los hogares. (Fuente: NCYT Amazings)